Diferencias entre Renta Fija y Variable ➤ ¿En cuál invertir?

Mayo 20, 2021 15:19 Europe/Madrid

Es posible que alguien te haya sugerido que puedes sacar rentabilidad invirtiendo tu dinero, una idea atractiva que abre un universo de posibilidades y una duda inicial por despejar ¿invertir en renta variable o en renta fija? 

En este artículo te explicaremos cómo invertir en renta fija y renta variable siguiendo el siguiente esquema:

¿Qué es renta fija y renta variable?

Se puede definir la renta como el flujo de ingresos que se recibe por el uso o alquiler de un factor productivo, incluyendo como factores productivos el capital y el trabajo. 

El salario sería un ejemplo de renta del trabajo, mientras que los ingresos derivados de tus inversiones serían un ejemplo de renta del capital.

En el mundo de las inversiones, las rentas del capital se suelen clasificar en renta fija y renta variable

Renta Fija

La renta fija se puede definir como la inversión en un instrumento financiero que en el momento de su contratación se conoce la rentabilidad que te va a proporcionar por mantenerlo durante un periodo de tiempo determinado

Es decir, al invertir en renta fija tu prestas tu dinero sabiendo que lo recuperarás un tiempo después y posiblemente durante este tiempo recibirás algún tipo de bonificación por tu sacrificio.

Renta Variable

La renta variable es la inversión en un instrumento financiero que proporcionará unos ingresos indeterminados en un plazo indefinido.

Es decir, al invertir en renta variable te convertirás en propietario de un activo y disfrutarás de los derechos como propietario a la vez que asumes el riesgo por la incertidumbre en la evolución futura del activo.

DESCARGAR MT5 GRATIS

Contabilidad de la Renta Fija y Variable

La contabilidad que se aplicar es un factor importante a tener en cuenta para decidir si invertir en renta fija o variable. 

Analizando la contabilidad de la renta fija y renta variable, el tratamiento contable de la inversión difiere tanto para el emisor como para el receptor. 

➤ En el caso de la renta fija, el emisor vende deuda recogida en su balance asumiendo un compromiso futuro. Generalmente suele producirse una reclasificación entre deuda a corto plazo y deuda a largo plazo.

➤ En el caso de la renta variable el emisor vende parte o todo del negocio o del activo, contabilizándose la venta dentro de los fondos propios en caso de tratarse del negocio (ejemplo acciones), o dentro del activo en caso de tratarse de activos, ejemplo: inmuebles.

Análogamente el tratamiento contable para el inversor difiere entre la inversión en renta fija y en renta variable. 

➤ En el caso de la renta fija se reconoce como un activo financiero, dentro de la categoría de créditos. En España, según el Plan General Contable, se incluirá dentro de la casilla 252 créditos a largo plazo o 542 créditos a corto plazo, en función de su vencimiento. 

➤ En el caso de las inversiones en renta variable, el tratamiento contable diferirá en función del objetivo que se quiera lograr con las mismas. Generalmente incluyéndose en las categorías activos financieros mantenidos para la venta o activos financieros mantenidos para el vencimiento. 

Es importante tener en cuenta que estas clasificaciones contables son aptas para empresas cuyas actividad principal no sea la gestión de productos financieros.

¿Quieres saber más sobre los distintos tipos de activos que existen en el mercado? ¿Por qué no te registras en nuestro Máster de Trading Gratuito y 100 % online? Estas sesiones cubren una gran variedad de temas con los que podrás ampliar tus conocimientos.

 ¡Regístrate ahora!

Instrumentos de Renta Fija y Variable

Existen una gran cantidad de instrumentos de inversión, que se pueden dividir en función de si pertenecen al grupo de renta fija o renta variable:

  • Dentro de la renta fija: la deuda soberana y la deuda privada
  • En la renta variable existe un amplio abanico de instrumentos que se detallarán a continuación. 

Además recientemente se han desarrollado híbridos que poseen características de ambos tipos de renta. 

Tipos de Renta Fija

Deuda soberana

La deuda soberana es un tipo de renta fija que se caracteriza porque el emisor es el Estado. La deuda soberana se suele clasificar en función de su vencimiento, distinguiéndose entre:

✴️   Letras del Tesoro: Son títulos de renta fija emitidos con descuento a corto plazo, generalmente 3,6,9,12 y 18 meses. 

Ejemplo

Letra del tesoro a 12 meses con un valor nominal de 1000 euros a un precio de 900. 

Esto significa que si decido invertir 900 euros comprando esta letra, obtendré en 12 meses  1000€ es decir una ganancia de 100€, lo que equivale a una rentabilidad anual del 11,11 %.

✴️   Bonos: Son títulos de renta fija con un vencimiento a medio plazo que varía entre dos y cinco años, generalmente emitidos a 2,3 y 5 años.

La rentabilidad de los bonos depende de dos factores, el descuento y el cupón que lleve asociado. 

  • El descuento corresponde a la diferencia entre el precio de venta del bono y el valor nominal del mismo el cual se recuperará al vencimiento. En ocasiones el precio del bono puede ser superior al valor nominal, en estos casos, se denomina bono premium o que cotiza con una prima.
  • El cupón: son los pagos establecidos por el emisor al propietario del bono. Pueden ser fijos, flotantes o cero. 

Ejemplo

Bono del Estado a 3 años, un valor nominal de 1000 euros a un precio de 700 y un cupón de 100 euros pagadero anualmente.

Esto significa que si decido invertir 700 euros comprando este bono, obtendré cada año una rentabilidad de 100€ y al final de la vida de este bono obtendré 1000€.

Es decir una ganancia de 600€ en 3 años sobre una inversión de 700€.

✴️   Obligaciones: Son títulos de renta fija similares a los bonos pero con vencimiento a largo plazo, superior a los 10 años, generalmente 10,15 y 30 años.

Deuda privada

La deuda privada es un tipo de renta fija que se caracteriza porque el emisor es una empresa privada. Se puede clasificar en:

Corporativa

Títulos de deudas emitidos por empresas privadas cuya actividad principal no es financiera, como:

✴️   Pagarés: Son instrumentos de renta fija privada emitidas con descuento y con una periodicidad inferior a dos años. Similar a las letras del tesoro.

✴️   Bonos y obligaciones de empresas: Similares a los bonos y obligaciones del estado pero emitidos de forma privada.

Bancaria

Títulos de deudas emitidos por entidades financieras, entre otros:

✴️   Depósito: La entidad financiera custodia el dinero de un cliente a cambio de una rentabilidad establecida para un plazo determinado.

✴️   Cédulas hipotecarias: es un tipo de renta fija emitido por una entidad financiera en la cual la entidad financiera vende participaciones sobre un conjunto de hipotecas.

Ejemplo 

Supongamos que un banco tiene 100 hipotecas concedidas a distintos clientes. El banco creará un vehículo inversor que comprará las 100 hipotecas y las troceará convirtiéndolas en títulos de deuda de alta rentabilidad y con un valor nominal limitado. El banco será el encargado de colocar estos títulos de deuda, que ofrecerán una mayor rentabilidad que los depósitos bancarios, a cambio de asumir el riesgo de impago de los hipotecados.

Renta variable

En esta categoría se incluyen todos las inversiones en activos donde la recuperación del capital invertido y la rentabilidad no están asegurada ni acotadas en el tiempo. 

La liquidez es la velocidad con la que se puede convertir un activo financiero en dinero. La renta variable se puede clasificar en función de su liquidez en:

Inversiones cotizadas con una alta liquidez

✳️  Acciones: Es un activo financiero que representa una parte de una compañía, convirtiendo al comprador en socio y otorgándole derechos de voto y sobre parte de los beneficios de la empresa. 

✳️  Mercado de divisas: Es el conocido como mercado forex. Se trata de la inversión en una divisa distinta a la divisa depositaria, con la expectativa de obtener una revalorización.

✳️  Índices: Se trata de la inversión sobre índices bursátiles, generalmente con el objetivo de obtener una revalorización. 

✳️  Materias primas: Inversión sobre futuros de materias primas.

✳️  ETFs: Son fondos de inversión cotizadas que replican el comportamiento de un índice o sector del mercado de valores.

✳️  Criptomonedas: se trata de las nuevas monedas digitales que utilizan sistemas de cifrado para proporcionar formas de pago más seguras. Su funcionamiento es similar al del mercado de divisas.

✳️  Derivados financieros: son inversiones cuya rentabilidad depende de la evolución de otro activo. Entre otros se incluyen en esta categoría los contratos por diferencia (CFDs).

Inversiones de baja liquidez o ilíquidas

✳️  Inmuebles: Inversión en propiedades.

✳️  Capital riesgo: Inversión de empresas no cotizadas.

✳️  Lujo: Inversión en activos poco convencionales y considerados como activos refugio, como arte. 

A través de Admirals es posible comprar acciones con una cuenta Invest.MT5 o especular tanto al alza como a la baja sobre el precios de una amplia gama de activos de renta variable a través de contratos por diferencia (CFDs). Los CFDs son productos apalancados complejos que implican un mayor riesgo y no son adecuados para todos los inversores.

Instrumentos mixtos

Se trata de instrumentos financieros con características propias de la renta fija y variable. Estos son:

✴️   Bonos convertibles: Son aquellos bonos emitidos por empresas privadas, incluidas las instituciones financieras, que pueden ser convertidos en acciones bajo determinadas circunstancias. Pueden ser:

  • Clásico: Son bonos que incorporan el derecho de conversión por acciones de la compañía en una fecha determinada. Este derecho podrá ser ejecutado o no, en función de la decisión del propietario del bono. 
  • Forzosamente convertibles: En el vencimiento del bono, el inversor deberá convertir el bono en acciones. 
  • Contingente convertible (CoCos): Son bonos similares a los clásicos, si bien si se producen determinadas circunstancias (contingente) se convertirán automáticamente en acciones.

✴️   Acciones preferentes: se trata de acciones sin derechos políticos que ofrecen a los inversores un derecho preferente en el reparto de beneficios de la entidad. Estas acciones no tienen una fecha de vencimiento por lo que son instrumentos perpetuos, al igual que las acciones ordinarias.

Ahora ya conoces los distintos instrumentos que existen, pero ¿ya has decidido si invertir en renta fija o renta variable? ¡Conoce las diferencias entre ambas para ayudarte a tomar la decisión!

Diferencias entre ambos tipos de renta - Renta Fija vs Variable

Existen tres grandes diferencias entre la inversión en renta fija y en renta variable, estas son el riesgo, la rentabilidad y el tiempo.

Riesgo

Se puede definir el riesgo como la probabilidad de que la rentabilidad de la inversión sea menor a la esperada. 

Cualquier inversión implica riesgos, y eso incluye a las inversiones tanto en renta fija como en renta variable.

¿Qué riesgos se asumen al invertir en renta fija?

⚠️  El principal riesgo que existe al contratar renta fija es el riesgo de crédito. Este riesgo se define cómo la probabilidad de que el emisor no pueda hacer frente a sus obligaciones de pago y por tanto deje de pagar el siguiente cupón o incluso la devolución del principal.

Cuando se invierte en deuda pública, este riesgo se denomina riesgo soberano.

Este riesgo de crédito es analizado, clasificado y globalmente aceptado según el rating otorgado por tres agencias de calificación crediticia: Standard & Poor's (S&P), Fitch Ratings, y Moody's.

Sin embargo, existen otro muchos riesgos que se deben tener en cuenta antes de invertir en renta fija, entre otros: 

⚠️  Riesgo de inflación: Consiste en la reducción de la rentabilidad de tu inversión debido a que la inflación es superior a la esperada, provocando que tu inversión pierda valor con el tiempo.

⚠️  Riesgo de liquidez: Deriva de la capacidad que existe de vender este activo en el mercado secundario de deuda. 

⚠️  Riesgo de mercado: Se produce cuando se reduce el precio de tu inversión, por variaciones en las condiciones de mercado. Ejemplo, por una subida de tipos.

¿Qué riesgos se asumen al invertir en renta variable?

La inversión en renta variable tiene un riesgo muy superior al de la renta fija, ya que el precio fluctúa en función de las condiciones del mercado y puede implicar la total pérdida de la inversión inicial. Por tanto a diferencia de la renta fija, donde el emisor se compromete a devolverte el principal con una determinada rentabilidad, en las inversiones en renta variable prima la incertidumbre. 

Rentabilidad

Otro aspecto fundamental para decidir si invertir en renta fija o variable es la rentabilidad.

La rentabilidad de una inversión es la cantidad de dinero que se recibe en función de los invertido. La rentabilidad está directamente relacionada con el riesgo. 

Por tanto cuanto mayor sea el riesgo del activo que estemos comprando mayor será la rentabilidad, siendo históricamente muy superior la rentabilidad de la renta variable que la de la renta fija. 

Ejemplo 

Fuente: tradingeconomics.com, obligaciones a 10 años de Estado Unidos, - Rango de datos: últimos 25 años, realizado el 14 de mayo de 2021 a las 11:30 am CET.

Fuente: Admirals MetaTrader 5, SP500, mensual - Rango de datos: del 1 de julio de 2006 al 12 de mayo de 2021, realizado el 12 de mayo de 2021 a las 4:15 pm CET. Ten en cuenta que: El rendimiento pasado no es un indicador fiable de resultados futuros.

Rentabilidad de los últimos 5 años del SP500: 2020: 16,26%. 2019: 28,88%. 2018: -6,24%. 2017: 19,42%. 2016: 9,54%

En los gráficos anteriores se ha analizado la evolución de la rentabilidad de los instrumentos de renta fija y renta variable, tomando como referencia el mercado de Estado Unidos.

Se puede observar como en los últimos 25 años, la rentabilidad de las obligaciones a 10 años ha tendido a reducirse, otorgando una rentabilidad máxima del 7 % y mínima próxima al 0 %. 

En el caso de la renta variable y tomando como referencia el SP500, se puede observar cómo la volatilidad es mucho mayor. En 4 de los últimos 5 años, la rentabilidad de la renta variable ha sido superior al 7 %, que era el máximo ofrecido por la renta fija. 

Si bien es cierto que en 2018 la rentabilidad fue NEGATIVA. 

Sin embargo, es importante considerar que al analizar la rentabilidad de la renta variable, se está analizando exclusivamente la rentabilidad de la inversión en función de la variación en el precio, sin tener en cuenta los posibles dividendos que las compañías hayan pagado a los inversores.

Además de la rentabilidad por las variaciones de precio (volatilidad) y por los cupones o dividendos que paguen las inversiones financieras, es importante tener en cuenta el tratamiento fiscal de las mismas, ya que el impuesto sobre rendimientos del capital mobiliario puede variar entre ellas e incluso ser inexistente en caso de inversiones en deuda pública.

Tiempo

El tiempo es una de las principales diferencias entre las inversiones en renta fija y las inversiones en renta variable. 

➤ Las inversiones en renta fija incluyen una fecha de vencimiento fija en la que el emisor se compromete a devolver el principal de la inversión. 

La periodo hasta el vencimiento es proporcional a la rentabilidad de la inversión y/o los cupones. Por ello al comprar títulos con un vencimiento más largos, se exige una mayor rentabilidad en los cupones y/o un descuento superior en el precio sobre el valor nominal.

➤ Este tiempo a mantener la inversión no existe en la renta variable, sin embargo al invertir en renta variable el tiempo también es una variable a tener en cuenta para poder acceder a determinados derechos como propietarios.

Ejemplo

Es necesario tener acciones de una compañía antes de la fecha ex-dividendo para poder participar en su reparto de dividendos.

Por tanto, se puede concluir que existe una correlación negativa entre la rentabilidad de la inversión y el riesgo asumido. La principal ventaja de la renta fija sobre la renta variable es su menor riesgo, y la principal ventaja de la renta variable sobre la renta fija es la mayor rentabilidad esperada.

¿Invertir en Renta Variable o Renta Fija? - Conclusión

Existen diferencias entre comprar renta fija y variable en términos de liquidez, seguridad y rentabilidad. Por tanto, antes de invertir en renta fija o renta variable, es necesario definir el tipo de inversor que eres en función del tiempo, la rentabilidad, y el riesgo de la inversión. 

Cualquier inversión tiene un riesgo asociado y la rentabilidad de la misma dependerá del riesgo que estés dispuesto a asumir.

Una vez definido qué tipo de inversor eres, será el momento de decidir si buscas una mayor cantidad de riesgo, a través de la inversión en renta variable o prefieres asumir menos riesgo con la renta fija. 

En caso de elegir renta variable, existe una gran cantidad de activos sobre los que se puede invertir, con distintos niveles de liquidez y distintas rentabilidades históricas. 

Los contratos por diferencia (CFDs), se incluyen dentro de la categoría de inversión sobre renta variable. Este tipo de inversión permite especular tanto con un aumento de precio como con una caída de la cotización sobre una gran variedad de activos financieros. Si bien estos productos, no son adecuados para todo tipo de inversores debido a su alto nivel de riesgo y al apalancamiento.

En caso de elegir la renta fija, es importante tener en cuenta que la renta fija no está exenta de riesgo. Al operar con renta fija se está comprando deuda de distintas compañías o países y por tanto será necesario analizar cuál es el riesgo crediticio que tiene esta inversión.

Otros artículos que te pueden interesar

Sobre Admirals 

Somos un Broker con presencia global autorizado y regulado por reguladores financieros como la Comisión de Bolsa y Valores de Chipre (CySEC) y la Comisión Australiana de Valores e Inversiones (ASIC). Proporcionamos acceso a las plataformas de trading. Admirals ofrece la oportunidad de operar con Contratos por Diferencia (CFD) con acciones, Forex, índices, materias primas, así como Exchange-traded funds (ETF) y acciones.

¡Buen Trading!

INFORMACIÓN SOBRE MATERIALES ANALÍTICOS

Los datos proporcionados proporcionan información adicional sobre todos los análisis, estimaciones, pronósticos, pronósticos, revisiones de mercado, perspectivas semanales u otras evaluaciones o información similares (en adelante "Análisis") publicadas en los sitios web de las empresas de inversión de Admirals que operan bajo la marca comercial Admirals (en adelante, "Admirals"). Antes de tomar cualquier decisión de inversión, preste mucha atención a lo siguiente:

  • Esta es una comunicación de marketing. El contenido se publica solo con fines informativos y no debe interpretarse como un consejo o recomendación de inversión. No se ha preparado de conformidad con los requisitos legales diseñados para promover la independencia de la investigación de inversiones, y no está sujeto a ninguna prohibición de tratar antes de la difusión de la investigación de inversiones.
  • Cada decisión de inversión es tomada solo por cada cliente, mientras que Admirals no será responsable de ninguna pérdida o daño que surja de dicha decisión, ya sea basada o no en el contenido.
  • Con el fin de proteger los intereses de nuestros clientes y la objetividad del Análisis, Admirals ha establecido procedimientos internos relevantes para la prevención y gestión de conflictos de intereses.
  • El análisis ha sido realizado por un analista independiente (Javier Oliván) basado en estimaciones personales.
  • Si bien se hacen todos los esfuerzos razonables para garantizar que todas las fuentes del contenido sean confiables y que toda la información se presente, tanto como sea posible, de una manera comprensible, oportuna, precisa y completa, Admirals no garantiza la precisión o integridad de cualquier información contenida en el Análisis.
  • Cualquier rentabilidad pasada o modelado de los instrumentos financieros indicados en el contenido no debe interpretarse como una promesa, garantía o implicación expresa o implícita de Admirals para cualquier rentabilidad futura. El valor del instrumento financiero puede aumentar y disminuir, y no se garantiza la preservación del valor del activo.
  • Los productos apalancados (incluidos los contratos por diferencia) son de naturaleza especulativa y pueden generar pérdidas o ganancias. Antes de comenzar a operar, asegúrese de comprender completamente los riesgos.
Javier Oliván
Javier Oliván Analista financiero y creador de contenido, Admirals España

Javier es un economista especializado en economía internacional, con máster en comercio internacional y pasión por los mercados financieros, donde lleva más de 15 años invirtiendo.